Posse entregó una credencial de libre acceso para un perro lazarillo

    404

    El intendente Gustavo Posse otorgó el permiso a Ezequiel Balotta, un vecino con discapacidad visual. La licencia le permite entrar y quedarse en lugares públicos con su perro de asistencia.

    San Isidro es el primer municipio en reglamentar y dar marco jurídico a esta cuestión.
    San Isidro es el primer municipio en reglamentar y dar marco jurídico a esta cuestión.

    Parado junto a su perro lazarillo Charly, Ezequiel Balotta -muy emocionado- expresó: “Charly es mis ojos, me ayuda a caminar con total libertad. Estuvimos en Milán haciendo una capacitación para profundizar el entrenamiento y la verdad que no puedo estar más feliz y agradecido por esta licencia”.

    En la escuela municipal Malvinas Argentinas de San Isidro, ante un salón repleto de alumnos, maestros y vecinos, Ezequiel –un veicno de Beccar con discapacidad visual– recibió del intendente Gustavo Posse una credencial de libre acceso y permanencia para su perro de asistencia.

    “Me da una gran felicidad y orgullo ver que se avanza en facilitarle la vida a las personas no videntes. Esto forma parte de un esfuerzo educativo y de inclusión que nos ayuda a entender que la ciudad es para todos”, manifestó Posse quien destacó a San Isidro como primer municipio en reglamentar y dar marco jurídico a esta cuestión.

    La licencia permite a Ezequiel entrar y permanecer con su perro Charly a todo espacio público y privado de uso público, incluyendo el transporte en cualquier modalidad.

    Después de hacer una demostración de lo que hacen estos animales, la entrenadora profesional Victoria Cisneros, opinó: “Esto es ideal. Hace varios años que trabajo en adiestramiento y puedo asegurar que es muy complicado entrar a edificios, la gente no entiende que el perro es parte de uno. Esta credencial es un gran avance”.

    Cisneros especificó que hay cinco tipos de perros de asistencia, cada uno con funciones distintas: Lazarillos (para no videntes), Perro de Servicio (personas con movilidad reducidas), Perro Señal (hipoacúsicos), Perro de Alerta Médica (personas con diabetes tipo uno) y Perros de Servicio para Niños con Autismo.

    “Esto es un paso más hacia la integración social de las personas con capacidades diferentes, es decir hacia una sociedad más justa”, concluyó Posse.

    Dejar respuesta